Jhon Solís, el atleta con piernas de hierro que se le fue a Risaralda

Jhon Solís

Foto / Valentina Jiménez. Jhon Solís

¿La pista para cuándo?, es la pregunta que se hace el atleta risaraldense que ganó medalla de oro en los XVIII Juegos Panamericanos y que representa al Valle del Cauca. 

Por: equipo periodístico de Semilleros Deportivos

Una tarde épica vivió el nacido en La Virginia, Risaralda el sábado 10 de agosto, después que Colombia superara a Estados Unidos y Trinidad y Tobago, en los relevos 4×400 en Atletismo, entregándole a la delegación la medalla de oro número 27.

La carrera, disputada en el Parque Kennedy, de Lima, empezó con Jhon Alejandro Perlaza Zapata, por el carril número ocho, su apertura le permitió a Colombia un inicio esperanzador de la carrera; pero luego el competidor de Estados Unidos, y lo mismo el atleta de Trinidad y Tobago, se fueron metiendo.

Lea también: Sara López lo hizo, con oro y bronce conquistó los Juegos Panamericanos

El segundo en tomar la carrera fue Diego Armando Palomeque, quien mantuvo la regularidad en cada zancada sin ofrecer destellos de victoria. A Jhon Alexánder Solís Mosquera, le correspondió la tercera salida cuando el cronómetro marcaba 1’30”, y aunque se rezagó unos centímetros, en la recta pudo recuperar y entregar el testigo a Anthony Zambrano que adornó la tarde limena. Llegando a los 3.01.41 superando a Estados Unidos y Trinidad y Tobago.

Esta victoria ha representado a Solís Mosquera un sinnúmero de aplausos, entre ellos de los habitantes del puerto dulce de Colombia, que aunque reconocen que el deportista se prepara en el vecino departamento, sigue siendo el hijo de esta tierra.

Foto / COC

La vida deportiva del atleta de 26 años no ha sido sencilla. Fue criado en el barrio San Carlos de La Virginia, y allí aprendió cómo correrle a la pobreza hasta llegar a la Selección Colombia.

Como lo menciona, uno de sus mentores en Risaralda, Leonardo Arango:

“Alexánder Solís empezó en los Juegos Intercolegiados en el municipio de La Virginia. Yo era secretario de deportes… Cuando yo vi a Alexánder correr, dije esto es un talento innato. Tenía unos tenis nada qué ver para velocidad. Corrió 100 metros y con unos tenis en esa pista que era una de las mejores de La Virginia y se le veían las condiciones. Hicimos todo lo posible, pidiendo un Polo de Desarrollo para Atletismo en el municipio. La profesora Andrea le metió la mano en la parte técnica, él siguió cosechando triunfos.

En el 2015 pasó algo muy bonito, se fue a competir en un Suramericano a Medellín y trajo el segundo puesto, para la categoría de él, juvenil en este entonces tendría cerca de 17 años, fue impresionante. Vino con ese título, le hicimos el desfile como en pueblo con máquina de bomberos a bordo, todo el tema porque era muy importante. Recuerdo mucho cuando salieron los primeros spike, él no sabía utilizar esos tenis, era un tema especial porque él viene de un barrio que se llama San Carlos en La Virginia, un barrio supremamente humilde…”

En 2015, debido a la ausencia de una pista de atletismo en Risaralda y un músculo financiero en deportes que respaldara sus sueños,  encontró en el Valle una oportunidad. El atleta tomó la decisión de viajar a Cali buscando darle fuerza a una carrera soñada.

Foto / Suministrada

Le puede interesar: Las medallas que parece que son del Eje Cafetero y no lo son

Como lo expresó el mismo Solís a Semilleros Deportivos, ha sido lo mejor que le ha pasado, “La decisión fue fuerte porque dejaba toda mi comodidad, lo que conocía para llegar a una ciudad que no conocía, que no conozco aún mucho, pero creo que fue la mejor decisión, ya que mi vida deportiva ha crecido estando allá, los apoyos que me han dado son inigualables, y pues feliz por eso, eso es lo que me ha llevado a ser selección Colombia y medallista panamericano”.

En su cabeza todavía no pasa regresar a Risaralda, “Pero si se da la oportunidad me gustaría retirarme aquí en el departamento, darle unas cuantas alegrías más al departamento siempre en cuando las condiciones mejoren y todo salga bien”, afirmó.

Respecto a la carencia evidente y resonante de un escenario propio para el deporte base, complementó que:

“La pista atlética es muy necesaria. Fue una de las cosas que me pusieron muy triste al momento que la quitaron; el estadio quedó hermoso, divino, de los mejores de Colombia, pero, ¿la pista para cuándo?, muchos atletas se perdieron por eso, porque no había dónde entrenar, no había cómo ser mejor atleta, no había cómo”, agregó.

El tiempo que estuvo en Risaralda, le sirvió para entender que su tierra es privilegiada, tierra de campeones; pero que infortunadamente los talentos deben salir en busca de mejores garantías.

Finalmente Jhon Solís buscará un auxilio de vivienda en el municipio La Virginia, para entregarle una casa a su familia, porque aunque él ya no vive allí, su familia quedó y necesitan de un lugar digno para vivir.

Dato

El deportista estará en el Mundial de Catar en septiembre, y luego representará al Valle del Cauca en Juegos Nacionales 2019. El próximo año buscará la clasificación a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

“Unidos somos más. Más deporte, más región”

Compártelo para hacer grande nuestro deporte
error

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *