Mario Edison Jiménez le dio la victoria a la Selección Dosquebradas

Este sábado se vivió una nueva jornada de la edición 35 de la Copa Ciudad Pereira, el campeonato de fútbol aficionado más famoso de la región donde convergen deportistas que no llegaron al profesionalismo, otros que pasaron por allí y jóvenes que sueñan con ser parte del fútbol nacional. 

El saldo fue una victoria de Dosquebradas 1-0 sobre Pernía Invertobon, mientras que Marsella y Macol empataron 0-0 a segunda hora.

https://semillerosdeportivos.com/vive-la-copa-ciudad-pereira-2017-2018-con-semilleros-deportivos/

En el estadio de Marsella, sobre la 1:00  de la tarde se dio inicio al partido entre la Selección Dosquebradas y Pernía Invertobon, dos escuadras que llegaron para ganar; sin embargo en el desarrollo del partido poco se vio en el terreno de juego.

Foto / Carlos Marín

Pese a que Dosquebradas tenía en el campo a Bréiner Benalcázar, jugadores de talla como Eduard Luna, Jean Medina, no encontraron por dónde hacerle daño a Pernía Invertobon que se paró ordenado en la cancha con una línea de cinco en el fondo.

Foto / Carlos Marín

La primera parte se fue en tablas, con dos planteles confusos en el terreno de juego que no dejaron mucho para las emociones de los asistentes al estadio municipal de Marsella. Los verdes defendiendo y los amarillos atacando sin concluir con éxito.

El profesor ‘Copy’ Loaiza echó mano de un jugador de lujo que tenía en el banco, Mario Edison Giménez, futbolista que entró con órdenes específicas, marcar gol.

Foto / Carlos Marín

SEGUNDO TIEMPO 

Los representantes del municipio industrial entraron con la necesidad de ganar, pues cayeron en el primer duelo en casa ante Servitécnica La Virgina, por lo que este sería un duelo para no dejar perder la oportunidad.

El ‘cachorro’ Benalcázar fue el hombre que gestó desde la primera línea, buscando abrir juego por la bandas mientras el ‘Paraguayo’ Giménez intentaba sorprender por la zona izquierda.

Los hombres de Pernía Invertobon no fueron menos, por momentos llegaron pero no gestaron opciones de peligro, el jugador Diego López fue quien más insistió, al igual que Andrés Felipe Ordónez, que se sustentaron del trabajo en el medio campo de Juan Carlos Pernía.

Foto / Carlos Marín

El público asistente ya pedía gol; pero los minutos iban pasando y no llegaba, el ingreso de Giménez no estaba dando los frutos esperados, la zaga de Pernía siempre estaba ahí para obstaculizar el camino.

Sobre los 44 minutos Diego López la envió a las piolas, incomodando de lleno a la tribuna que vio la derrota de Dosquebradas; pero instantáneamente se invalidó la jugada.

Cuando todo apuntaba a que el encuentro terminaría 0-0, en el tiempo adicional, se reportó el ex Deportivo Pereira para salvar la tarde, de un cobro de tiro libre la metió, para dejar perplejo a Juan Giraldo, el gol de la victoria.

Mario Edison Giménez respondió con la tarea de entrar a marcar.

https://semillerosdeportivos.com/vive-la-copa-ciudad-pereira-2017-2018-con-semilleros-deportivos/

Hablaron los protagonistas:

Mario Giménez (Selección Dosquebradas)

“Durante la semana sabíamos a qué nos íbamos a enfrentar, sabíamos que ellos ponían una línea de cinco, tres volantes y dos arriba solos, entonces entrenamos sobre eso, la tenencia del balón, abrir la cancha y tratar de hacer un gol fuera del área o con una llegada de atrás, cosa que con una jugada lo logramos, lastimosamente no la pudimos conectar, pero de pelota quieta pudimos desequilibrar el partido… gracias a Dios la pelota se metió a un ángulo”

‘Copy’ Loiza (Selección Dosquebradas) 

“Sabíamos  que el rival era ultradefensivo, que siempre busca el contraataque y afortunadamente teníamos claro que la pelota quieta era otro argumento para nosotros, tuvimos todo el partido la pelota, no se concretaron las pocas opciones que hubo; pero bueno afortunadamente nos ganamos los tres puntos por este medio”, dijo. Loaiza también apeló a la postura autocrítica resaltando que “tenemos que mejorar la definición, la afectividad tiene que ser fundamental para continuar por la senda del triunfo”.

SEGUNDO PARTIDO

A segunda hora aparecieron la Selección Marsella y el equipo de Macol, dirigido por el entrenador Wilson Cano. Los pupilos del ex seleccionador de Risaralda venían de ganar de manera cómoda en la primera fecha, por lo que en este encuentro los jugadores se notaron despreocupados ante el marcador.

Foto / Carlos Marín / Macol F.C.

Sobre las 3:00 de la tarde se dio inicio al compromiso, desde el minuto uno hasta el 93 se vio un juego interrumpido por las faltas, dos nóminas imprecisas, algunos jugadores descargando con ansiedad y en palabras del profesor Wilson Cano, lentos.

Foto / Carlos Marín / Selección Marsella

Marsella se relegó durante los primeros 30 minutos, mientras Macol tomó posesión del balón, pero de nada sirvió porque sus valores diferencia no pudieron resolver en el último cuarto de cancha, una que otra llegada  que dejaba la pelota en las manos del golero Jhonny Martínez, en el barranco que estaba de fondo del escenario deportivo.

Foto / Carlos Marín

El mejor hombre de Macol fue el capitán Jorge Mario Murillo que manejó los tiempos, supo cómo orientar a sus compañeros para disminuir la ansiedad con la pelota y hasta llamó a la calma cuando algunos se estaban saliendo del compromiso.

El primer tiempo culminó 0-0.

https://semillerosdeportivos.com/vive-la-copa-ciudad-pereira-2017-2018-con-semilleros-deportivos/

SEGUNDO TIEMPO

El periodo final no sería muy distinto al inicial, tanto Marsella como Macol jugaron un partido para el olvido; sin embargo a los marselleses les llegó bien el resultado, pues varios hombres ni siquiera se conocían en la cancha, por lo que la ventaja de tener el 0-0 al parecer fue de gusto para ellos.

Aunque Cano quiso crear mejores opciones con cambios como el de Johan Zapata, quien ingresó para los 45 restantes, estos no le dieron resultados, Marsella se defendió bien, ocupando la cancha por las bandas, por el centro y despejando cada pelota.

Foto / Carlos Marín

El resultado final para este cotejo fue 0-0 y la clasificación asegurada para Macol con 4 puntos.

Hablaron los protagonistas

Wilson Cano (Entrenador de Macol F.C.) 

“Un balance muy regular, el equipo no estuvo fino, no tuvo la misma dinámica, a través de esta dinámica nosotros tenemos una intensidad que hoy no se vio, Marsella fue un equipo que se paró bien, se replegó bien, nos redujo los espacios y no nos dio oportunidad para hacer los filtros y jugar por las bandas”, dijo Cano.

“Son muchos los aspectos a mejorar, no podemos caer en esa lentitud con la que jugamos hoy,  este es un equipo joven que tiene que jugar a otra intensidad, a otro ritmo, eso es para mejorar, que en la iniciación de juego tiene que ser más rápida, al igual que la descarga”, comentó.

Así pues los dos equipos, tanto Selección Dosquebradas como Macol, se despidieron de la jornada futbolera con la tranquilidad de estar con un pie en la siguiente fase.

“Unidos somos más. Más deporte, más región”

 

Compártelo para hacer grande nuestro deporte
error

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *