El fútbol risaraldense necesita continuidad en sus procesos

Foto / Carlos Marín

Por estos días se habla bastante de la situación del fútbol de la región cafetera, de Once Caldas, Deportes Quindío y Deportivo Pereira; sin embargo no con el mismo interés se habla de las ligas, que son la base de este deporte en los departamentos y que para 2018 podrían sufrir modificaciones.

La primera en sufrir cambios fue la Liga Quindiana de Fútbol, la cual tiene en su junta directiva a nuevos nombres y nuevos hombres que pretenden levantar de las cenizas a este deporte que en Quindío no volvió a sonar, que en diferentes Interligas demostró  procesos tímidos, sin respaldo, sin tiempo, sin trabajo.

Las nuevas caras son Gustavo Moreno Jaramillo, como presidente; Óscar León, como vicepresidente; Gustavo Arias, tesorero; Carlos Ladino, vocal.

Dirigentes que tendrán que levantar lo que en años han dejado caer otros, la despreocupación por los procesos serios, el poco interés por el deportista, por la representación del Quindío como territorio que en algún momento vivió glorias con su fútbol juvenil. Urgía el cambio allá.

http://www.organizacioncardenas.com

Sin embargo mientras en unos lugares se necesita el cambio, en otros las expectativas se hacen mayores por la posible llegada del mismo. La Liga Risaraldense de Fútbol está próxima a vivir la misma modificación que la Cuyabra, aunque en Risaralda los procesos son vistosos, los deportistas cuentan con un respaldo, las participaciones se viven en cada Interligas y los clubes locales atienden a los llamados en las convocatorias de torneos domésticos.

En Risaralda no urge el cambio, porque los procesos están en una etapa donde reforzarlos para volverlos sólidos es fundamental, las labores de Arpidio Escobar y Luis Duque como cabezas de este deporte han posibilitado que el departamento sea sede de zonales, han provocado la llegada de técnicos de Selección Colombia, han fomentado la participación de entrenadores risaraldenses en capacitaciones a nivel nacional e internacional.

La logística en los torneos es organizada, el apoyo a las y los futbolistas no se tiene que argumentar con documentos porque se vive con la presencia de los equipos en competencias. Las selecciones Risaralda se han ido convirtiendo en un punto de referencia para los jóvenes de clubes y escuelas, no es que antes no lo fuera; pero ahora con el respaldo, la difusión y la logística, se percibe una mejoría.

Pese a que el próximo año podría entrar un nuevo presidente, este tendría que llegar a competir con lo bueno que dejarían Luis Duque, Arpidio Escobar y todos sus colaboradores, porque detrás de las cabezas, hay esfuerzos en gestión propia e institucional.

Por el lado de Caldas los cambios no se avizoran a corto plazo; aunque tampoco les urge, desde la capital caldense solicitan asesoría para para ir consolidando proyectos que mejoran, el señor Fabio Aristizábal lo sabe bien, sus relaciones interpersonales con entrenadores, dirigentes y personas inmersas en el fútbol, podrián permitirle que su continuidad en el futuro no esté en duda, ni por cuestiones económicas, ni por razones deportivas.

http://www.organizacioncardenas.com

Así pues, de los tres departamentos, Risaralda es el lugar que más requiere de la continuidad en los procesos, sin importar si Arpidio se marcha, o si se queda, será el 2018 un año para mejorar lo que en 2017 produjo comentarios positivos.

“Unidos somos más. Más deporte, más región”

 

Compártelo para hacer grande nuestro deporte

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook
Facebook
Instagram
Google +
Google +
http://semillerosdeportivos.com/futbol-risaraldense-necesita-continuidad-procesos">
Youtube
Youtube
EMAIL