Paola Morales, una mujer apasionada por el deporte y la comunicación

Paola Morales

Foto / Suministrada. Paola Morales

Es hoy el reflejo de una mujer que ha ayudado a promover el Baloncesto de alto nivel en Armenia, donde todo comenzó como una invitación de un amigo para sacar adelante un proyecto y esto le cambió la vida. Es Comunicadora- Social con Posgrado en Periodismo Deportivo en Cuba y hoy trabaja para el Imdera.

Nació en Armenia y desde pequeña el mundo del deporte le ha inquietado, su padre que fue Juez Nacional de Ciclismo, le inculcó el amor por este deporte donde más adelante tomó las riendas y también anduvo por las carreteras del país como jueza.

Mientras, en su época de colegio y cuando cursaba bachillerato, tuvo la oportunidad de hacer parte del equipo de Baloncesto conocido como ‘La Quindío’ en referencia a la Liga Quindiana de Baloncesto, donde tuvo grandes maestros como Patricia Cárdenas (en ese momento entrenadora de la Selección Colombia) y José Luis Martínez.

“Recuerdo que ese equipo era una categoría inferior a la que pertenecían Mónica Echeverria, Olga Lucia Fernández (actual directora de Indeportes Quindío) y Sara Cervantes quien es promotora del Imdera actualmente”, puntualizó Paola en charla con Semilleros Deportivos.

Paola Morales con Cafeteros

Foto / Suministrada. Paola Morales con Cafeteros

Se describe como una persona muy tranquila, amorosa y que ama sonreír todo el tiempo, pero que a nivel profesional se vuelve altamente apasionada con su trabajo y su profesión. Le gusta el Marketing Digital del cual pasa buena parte de su tiempo libre estudiando, le gusta explorar opciones y temas de tecnología, donde también cuenta con el título de Tecnóloga en Sistemas, aunque nunca lo ejerció.

Le gusta ir al gimnasio  todos los días de 5:00 a.m. a 7:00 a.m., le gusta compartir tiempo con sus padres, su hermana menor, su cuñado y su sobrina que es el amor de su vida.

Decidió estudiar comunicación social en el 2002 cuando se dio cuenta estando por las carreteras del país que el deporte era algo esencial en su vida, por lo que su objetivo claro era convertirse en periodista deportiva.

Paola Morales junto a su sobrina

Foto / Suministrada. Paola Morales junto a su sobrina.

Por el mundo de las ruedas estuvo dedicada por una década pero en el 2012 una invitación de su amigo Óscar Lozada Cano, le cambiaría la vida.

“Todo ese tiempo hasta el 2012 el Ciclismo siempre iba liderando mi pasión, pero durante ese año mi gran amigo Óscar Lozada Cano, quien es el Presidente de Cafeteros, me dice que lo acompañe en el proceso de sacar equipo para lo que en esa época se llamaba la Copa Invitacional de Baloncesto y yo que soy mujer de retos le dije que sí, sin saber absolutamente nada del deporte”, precisó la hoy dirigente deportiva.

Comenzaron con ese proceso en el que primero había que legalizar el club ante el Instituto Municipal del Deporte y la Recreación de Armenia, mientras paralelamente Paola empezaba a estudiar sobre el Baloncesto todo el tiempo en el que fue aprendiendo de los jugadores que siempre fueron muy generosos explicándole todo acerca de él y a partir de eso, hasta el día de hoy no ha podido dejar esta disciplina.

Foto / Suministrada

Su trabajo llamó la atención de medios nacionales de importancia y fue Señal Colombia el que la contactó para invitarla a ser parte del equipo que cubriría los Juegos Deportivos Nacionales de esa época, aunque eso implicaría irse a vivir a Bogotá.

Estando allí, también la buscaron de la empresa que manejaba la desaparecida Liga DirecTv de Baloncesto para trabajar de la mano. Sin dudar Morales aceptó ambos retos porque eso implicaba estar inmersa en su área deportiva y sobre todo en el de la pelota naranja que ya había sobrepasado los límites para convertirse en su gran pasión.

Esta mujer quindiana aún con tanto trabajo por delante, no se quedaba quieta y fue también en el 2012 cuando hizo parte del Canal del Festival Iberoamericano de Teatro de Bogotá. Donde por regalo de la vida se ganó una beca por un convenio que se tenía con la Asociación de Periodistas Deportivos de Colombia (Acord) que la llevaron a seguir capacitándose, esta vez con un Posgrado en Periodismo Deportivo en la Habana, Cuba.

Foto / Suministrada

“Eso fue un momento lindo en mi vida, pude viajar y estudiar en el Instituto José Martí de la Habana, Cuba, donde aprendí demasiadas cosas que intento aplicar en la actualidad”, indicó.

Ha sido Coordinadora de Clubes de la Liga DirecTv donde ocupó el cargo hasta el 2015. Pero fue en 2017 cuando su tierra volvió a aparecer en su camino para traerla de vuelta nuevamente con Cafeteros.

“En diciembre de 2017 yo todavía estaba en Bogotá, decidí venir para Armenia de vacaciones y Óscar vuelve y me llama para que volviera a trabajar junto a él porque iba a salir la Copa Nacional de Baloncesto, a lo que le dije que sí aunque en un principio me tocó regresar a Bogotá a solucionar algunas cosas y en 2018 ya volví del todo e iniciamos ese nuevo camino”, agregó Paola.

Paola Morales en el ejercicio periodístico

Foto / Suministrada. Paola Morales en el ejercicio periodístico

Los primeros seis meses estuvo completamente dedicada al equipo que le seguía abriendo puertas, buscando que los jugadores tuvieran una plataforma mejor y que los que venían atrás se motivarán más a la práctica del deporte.

“Esa pasión que hoy siento por el Baloncesto me genera felicidad e ilusión por traerle a los habitantes de la ciudad, el departamento y la región, diferentes actividades de entretenimiento, de diversión y de recreación que hoy la consolidan como la mejor afición del país sin duda alguna. Donde le apostamos mucho a que la ciudad se empodere con Cafeteros y eso ha generado que la gente vive, disfruta y están pendientes a todo momento sobre el equipo”.

Por ahora el sueño de la final se ha visto truncado las últimas dos veces, pero como la propia Paola lo expresó “Armenia merece una final y nos soñamos con conseguirlo dentro de poco tiempo”.

Paola Morales en el ejercicio periodístico

Foto / Suministrada. Paola Morales en el ejercicio periodístico

Hoy que Cafeteros y la Copa Nacional recientemente culminaron, Paola dedica su tiempo como comunicadora del Imdera. Donde el día a día se convierte en un nuevo aprendizaje y que le permite soñar con que en todas las canchas y polideportivos que hay en la ciudad de Armenia, pueda haber una semilla sembrada por Cafeteros y que los niños estén practicando una actividad deportiva alejándolos de tanta cosa mala que se vive en nuestro entorno.

Finalmente, a futuro sueña por trabajar en la Federación Internacional de Baloncesto (FIBA). O que por lo menos el 80 por ciento de los Polideportivos de la ciudad, sean testigos de la práctica del Baloncesto de muchos niños y niñas dirigidos por profesionales con alta experticia en el tema.

«Unidos somos más. Más deporte, más región»

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *