Anderson Valencia Ospina, la juventud al servicio del Patinaje risaraldense

Foto / Suministrada. Anderson junto a su hijo.

Con apenas 34 años es hoy el Presidente de la Liga Risaraldense de Patinaje (función que asumió hace un año). Fue deportista en varias disciplinas pero llegó al mundo de las ruedas en el 2008 y desde entonces no ha parado de buscar el progreso y consolidación de una liga que se había mostrado quebrada en gran parte.

Luego de haber pasado por Atletismo, Triatlón, Baloncesto y otras disciplinas siendo deportista de alto rendimiento. Anderson Valencia decidió retirarse y convertirse en dirigente deportivo donde busca lograr la unión de los clubes que hacen parte de la liga.

Algo de su trayectoria

Llegó en el 2008 al Patinaje y allí inició su trabajo en Caos Club con la Escuela de Padres. Que se había formado con el único fin que los padres acompañantes a sus hijos deportistas no se quedaran sin hacer nada y también pudieran hacer ejercicio.

Su curiosidad por aprender más sobre esta disciplina lo hacía consultar libros y buscar información en Internet para estar actualizado. Fue allí cuando le propuso a los dirigentes de ese club que lo dejaran implementar clases y cosas más específicas del Patinaje a los padres.

Foto / Suministrada. Anderson (último a la derecha) junto a varios deportistas.

Gracias a la renuncia de un profesor en la modalidad de velocidad. Anderson fue designado para empezar trabajos con ese grupo donde duró casi tres años cuando decidió formar su propia escuela que hoy en día se llama Club de Patinaje Gacelas. Y que cuenta con deportistas de Santa Rosa y Pereira que actualmente ascienden a 250 deportistas.

Vivió cinco años en el Norte del Valle donde manejó las tres sedes de Comfandi y en el 2015 decidió volver a Pereira para radicarse definitivamente para seguir con el proceso de su escuela.

“Después de todo ese tiempo estar metido en el mundo del Patinaje también me nació la semilla por querer hacer parte de la Junta Directiva de la Liga. Donde en el periodo anterior desempeñaba la función de Vocal pero luego de hacer varios pinitos y sumar experiencia. Se hizo algunas reuniones con los entrenadores de los clubes con los cuales se pudo asumir ahora la presidencia en la cual ya cumplí un año”, puntualizó Valencia Ospina en charla con Semilleros Deportivos.

Llegada a la Presidencia de la liga

Desde marzo de 2018 cuando asumió su nuevo rol de dirigente ha logrado trabajar de la mano con los diferentes clubes que hacen parte de la Liga. Donde uno de los grandes logros por ahora ha sido el mejorar las relaciones entre los propios clubes y dejar así de lado un poco los egos que hacían que cada club trabajara para su propio beneficio.

Foto / Suministrada

“En este momento estamos ya mejor direccionados. Donde hemos logrado ya realizar entrenamientos conjuntos con clubes o con la Selección Risaralda. Lo que nos ha llevado a tener unos 50 deportistas federados (es decir que compiten a nivel nacional) que ha generado una mejor unión en todo sentido y poder sacar adelante a los deportistas”, precisó este hombre nacido en Belén de Umbría.

Hoy son 10 clubes que pertenecen a la Liga Risaraldense de Patinaje y que cuentan con su respectivo reconocimiento deportivo. Pero se tiene en cuenta que por fuera también trabajan cerca de 10 clubes más que trabajan para sacar adelante esta disciplina.

Todo eso genera que en Risaralda se maneja un censo más o menos de 2000 deportistas afiliados a la Liga. Lo que indica un buen número de crecimiento en el departamento.

Poco tiempo y varios logros

En menos de un año que está al frente de esta Liga Anderson ha logrado sumarle a la unión de clubes. Que las entidades privadas con sus Secretarias de Deporte volvieran a creer el proyecto del ‘Rendimiento’ que propuso el propio dirigente. Donde lo más importante aparte del proceso es generar buenos resultados.

Foto / Suministrada

Por eso uno de los mayores logros fue haber logrado que siete deportistas que viajaron al último Interligas tuvieran todas las comodidades y dejaran de lado las preocupaciones económicas. Ya que la Liga logró solventar todos los gastos.

“La idea es apoyar a los deportistas en todo lo que se pueda y reducirles al mínimo las preocupaciones que se puedan presentar. Por ejemplo, se les ayuda con transporte, con juegos de ruedas, etc. Eso sí sabemos que los deportistas que van a viajar pueden devolver la inversión trayendo alguna medalla o algo así”, indicó Anderson.

Aprendizajes como deportista que aplica como dirigente

Haber sido campeón nacional de Atletismo varias veces. Campeón en Triatlón. Selección Risaralda en Baloncesto. Ahora estratega y dirigente en el Patinaje además de Profesional en Ciencias del Deporte y la Recreación le ha dejado varios aprendizajes que busca ahora aplicar en sus alumnos.

Foto / Suministrada

“Lo primero es que no hay que acelerar los procesos y lo hablo por experiencia propia porque conmigo el profesor se aceleró a tal punto que uno termina por desertar de la disciplina deportiva por toda la sobrecarga deportiva. Segundo, que todos los deportes se complementan sin ninguna duda porque sabemos que por ejemplo en Patinaje hay otras disciplinas que pueden perfeccionar ese trabajo como las Pesas, la Natación o el Atletismo”, agregó.

La Academia es esencial en la diligencia

A pesar de ser joven y que viene realizando un buen trabajo, el haber pasado por la Universidad Tecnológica de Pereira y haberse graduado como Profesional en Ciencias del Deporte y la Recreación le da en cierto modo algo de ventaja con entrenadores que no han tenido esa opción o simplemente son empíricos.

“Muchos o quizás buena parte de los entrenadores que no han hecho estudios demuestran poca preocupación con la parte pedagógica y de la metodología en cuanto a la enseñanza de los entrenamientos. Por eso se pueden presentar errores o incluso se puede sesgar en algunos casos. Mientras que si ya se adquiere ese conocimiento desde la Academia ya uno se vuelve más neutral y pensante a la hora de la toma de decisiones”.

Entorno familiar

Actualmente Anderson es casado, comparte su vida junto a la mujer que lo deslumbró no solo por su belleza, sino también porque comparte el gusto por el Patinaje donde justamente la conoció cuando ella era campeona nacional.

Su amor lo comparte también con su hijo de cinco años, al cual también le intentan transmitir esa pasión y en el que lo involucraron desde los tres años, siendo catalogado hoy como el mejor de su categoría en el departamento.

Foto / Suministrada

Ambos manejan su propio negocio familiar que es la escuela de Patinaje y ahora esperan su segundo hijo que está pronto para nacer.

Le gusta salir, viajar, conocer, compartir el poco tiempo que le queda junto a su familia y disfrutar al máximo sin tener que pensar en reuniones, problemas o temas relacionados con la Liga.

“Unidos somos más. Más deporte, más región”

Compártelo para hacer grande nuestro deporte
error

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *