Jacobo Ríos López, presente y futuro del Triatlón caldense

Foto / Semilleros Deportivos

Con apenas 18 años y dos como talento juvenil del Triatlón caldense, Jacobo Ríos se perfila como uno de los grandes relevos generacionales, donde ya resalta en su palmarés la medalla de plata obtenida en los Juegos Deportivos Nacionales de Bolívar 2019.

Jacobo Ríos López practica apenas hace dos años el Triatlón, donde su buen rendimiento y su proyección, lo han metido ya entre los futuros talentos del departamento de Caldas. Inició en la Natación Carreras, donde no le iba mal hasta que un entrenador lo invitó a probar en el Triatlón.

A partir de allí, su vida tomó otro rumbo e inició en el semillero de Triatlón donde los primeros trabajos fueron prácticas básicas de trote, técnicas de Atletismo y de allí, ya pasó a integrar la Liga Caldense de Triatlón.

“Me llamó mucho la exigencia que tenía este deporte, siempre como hobbie monté bicicleta con mi papá y cuando vi que podía unir la Natación y el Ciclismo en un solo deporte (el Atletismo era algo de más), entonces me dije que era una muy buena opción y por eso me gustó para exigirme más de lo normal”, puntualizó el propio Jacobo en charla con Semilleros Deportivos.

Algo de su trayectoria y triunfos

Recuerda muy bien que su primera competencia fue la Copa Valle en Palmira, donde logró el primer lugar y allí, comprobó que esta disciplina sí era la suya. Tuvo diálogos con su entrenador Said Bustamante, donde tomaron la decisión de participar en los Intercolegiados desde 2018 hasta la fecha, en la modalidad de Acuatlón (Atletismo, Natación y Atletismo nuevamente).

Foto / Semilleros Deportivos

En esa competencia también logró la medalla de plata en la final nacional, un logro que lo llevó a tener más motivación de continuar y seguir acrecentando ese palmarés.

Con un poco de más experiencia, llegó a Cartagena para participar de sus primeros Juegos Deportivos Nacionales, donde buscaba ser protagonista y dejar a su departamento entre los más altos.

Su responsabilidad, entrega y dedicación dieron frutos, a falta de 400 metros para llegar a la meta, tuvo más energía que sus rivales y pasó de la quinta posición a la segunda casilla, colgándose la medalla de plata y desatando una alegría incontenible.

Foto / Suministrada

“Siempre escuché que cuando uno se junta con campeones, uno tiende a ser un campeón y cuando veía a Maira o a Eduardo que son los grandes ejemplos de la Liga, que han sido medallistas en muchos eventos y tienen un recorrido gigante, me decía que algún día tenía que ser como ellos y en 2019 empecé el proceso para estar en los Juegos”, precisó Jacobo.

De igual manera, el triatleta agregó que “conseguí el cupo en mi primera competencia en San Andrés y luego de eso encontré un gran apoyo justamente de ellos, de mi entrenador, de mi psicólogo, y antes de salir solo me imaginaba que quería disfrutar ese momento”, indicó.

Foto / Semilleros Deportivos

La señal de partida se dio y a Jacobo le costó un poco la Natación por lo exigente del clima y el lugar, se metió entre el lote de líderes en el Ciclismo y a falta del Atletismo, faltando 400 metros, ya se encontraba en la quinta casilla.

Su sueño lo veía más cerca y allí, tuvo más impulso que sus competidores y logró pasar a tres de los cuatro que tenía por delante, para meterse en la segunda casilla y generar un júbilo que jamás olvidará.

“Fue muy bonito porque además tenía el apoyo de mi entrenador, de mi familia, del secretario y cruzar para esa medalla de plata fue algo muy loco pero a la vez muy bonito”, señaló el deportista.

Foto / Semilleros Deportivos

Vida familiar y el acompañamiento constante

Su familia está integrada por su papá Óscar Armando Ríos, su madre Claudia Patricia López y su hermana Jennifer Ríos López, quienes no paran de acompañar cada instante en el que Jacobo entrega lo mejor en esta disciplina.

Además, sus vecinos que son sus tíos mantienen en contacto consultándole sobre su proceso y evolución, siendo el orgullo de la familia y donde ninguno dudó al momento de darle su total apoyo en la decisión de quedarse en el Triatlón.

“Siempre me apoyaron desde un inicio, mi papá de hecho fue el que me dio mi primera bicicleta y mi mamá siempre está pendiente de lo que pasa, cuando pueden me acompañan a los entrenamientos y eso me da mucha más fortaleza para continuar”, agregó.

Gracias a sus resultados, Jacobo hoy hace parte del programa Talentos apoyados de la Secretaría de Deportes de Caldas y en el último tiempo, la marca Baudi (ropa deportiva) también es quien le suministra toda su indumentaria para entrenar y competir.

Foto / Suministrada

Sueños, retos y metas a futuro

Para este 2020, Jacobo abre su calendario de competencias con una competencia internacional en Costa Rica, donde se disputará el Campeonato Centroamericano, siendo este su debut a nivel internacional.

Sueña con estar en los Olímpicos “ese es mi sueño tal vez más grande y además representando a mi país”.

Quiere conseguir medallas a nivel internacional y ser una figura ya más consolidada para estar tanto en los Juegos Panamericanos Junior en Cali en 2021 como en los Juegos Deportivos Nacionales en el Eje Cafetero en 2023.

Foto / Semilleros Deportivos

Finalmente, Jacobo no olvida una de las personas que más lo ha ayudado en este proceso, su entrenador Said Bustamante, a quien el caldense se refirió como una persona incondicional y quien le ayudó con toda la preparación en Europa para los Nacionales y por eso no dudó en dedicarle la medalla y todo lo que ha conseguido en su corta carrera.

Foto / Suministrada

«Unidos somos más. Más deporte, más región»

Compártelo para hacer grande nuestro deporte

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *