Deporte: alternativa en Región Administrativa de Planificación Eje Cafetero

Deporte: alternativa en Región Administrativa de Planificación Eje Cafetero

En varios escenarios, unos más oficiales que otros, se intencionó la discusión por desarrollar estrategias de integración regional en el Eje Cafetero. Escenarios que se materializaron con la firma de la Región Administrativa de Planificación (RAP), el pasado mes de julio en Armenia. ¿Y dónde está el deporte?

Las conversaciones que permitieron la participación de diferentes sectores, entre ellos la academia, los gremios y hasta las mismas administraciones departamentales de Caldas, Quindío y Risaralda, trazaron los posibles componentes de lo que sería una apuesta integradora de región, y entre las opciones por supuesto se destacan la agroindustria, el medio ambiente, los servicios de turismo, la seguridad, la infraestructura y hasta la ciencia, la tecnología y la innovación como parte fundamental para la generación de conocimiento y el posible desarrollo económico y social de la región.

El propósito de integración, más que estratégico es necesario, y cuando menos el sector o la comunidad del deporte, tanto formativo como competitivo, debería pensarse en un rol más protagónico a la hora de analizar cómo aportar en esta apuesta común.

Avanzar en la idea de una Región Administrativa de Planificación (RAP) exige que incluso el sector deportivo se fortalezca, que entre en diálogo, que proyecte estrategias y establezca acciones articuladas. ¿Cómo cuales?, cómo aquellas que hoy vemos, intencionalmente o no, con la oferta de eventos deportivos relacionados con el turismo, especialmente en ciclismo de ruta y en ciclomontañismo, para mencionar solo algunos ejemplos.

Pero más allá del deporte de las dos ruedas, están las otras disciplinas deportivas, que independientemente de su nivel de popularidad o consolidación, deben superar las debilidades de organización administrativa local para aunar esfuerzos a nivel regional, que les permita la organización y el desarrollo de dichas acciones de integración regional, al mismo nivel que se exige la firma de la constitución de la RAP.

Pero… ¿qué tan informados están los directivos de ligas deportivas sobre la RAP?, ¿existen ya acuerdos y acciones conjuntas para hacer del deporte una buena alternativa de integración regional?, serán las asociaciones de ligas deportivas las llamadas a dinamizar el diálogo, a pensar y proponer estrategias que tengan como finalidad potenciar el desarrollo deportivo de la región, articulado a los planes de desarrollo y a las secretarías de deporte, recreación y cultura no solo departamental, sino también de los municipios que integran cada departamento.

De esta manera, es pertinente pensar procesos de planificación deportiva conjunta, que proyecten acciones efectivas; planificaciones más estructurales que coyunturales, que inviten incluso a ver las posibilidades de recibir eventos deportivos del Ciclo Olímpico y a ser anfitriones de los Juegos Deportivos Nacionales, como ya se ha mencionado en otros momentos.

La región, pero sobre todo el sector deportivo, necesita mayores liderazgos, menos politiqueros y de mayor gobernabilidad, que orienten procesos reales para hacer del deporte un verdadera estrategia de integración regional y por ende del desarrollo social, económico, político, cultural y medio ambiental del Eje Cafetero.

Con la constitución de la Región Administrativa de Planificación (RAP) las condiciones están dadas. Ahora se necesitan los liderazgos desde el sector deportivo.

«Unidos somos más. Más deporte, más región»

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. DENIS DARIO CORREA PESCADOR dice:

    Buena disertación del futuro deportivo del Eje cafetero para la razón el tiempo DDCP.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.