Natalia Muñoz es garantía de buen ciclismo en Risaralda

Natalia Muñoz es garantía de buen ciclismo en Risaralda

Después de culminar cuarta en la general de la Clásica ‘Rubén Darío Gómez’, disputada el fin de semana entre La Virginia, Santuario y Pueblo Rico (Risaralda), la ciclista profesional mostró una vez más el ímpetu que la caracteriza, el deseo de ganar y compartir con los suyos los triunfos que le ha dejado el deporte del caballo de hierro.

Por. Carlos A. Marín

“Me caí llegando, venía de tercera”, expresó Muñoz al momento de llegar a la meta y desprenderse de su amiga íntima, la bicicleta. Sus ojos expresivos, acompañados de una sonrisa nerviosa, le dijeron al viento festivo de Pueblo Rico, el ciclismo vive en la región cafetera.

La ciclista que ha representado a Risaralda en un sinnúmero de eventos deportivos, no pudo llegar tercera en la última etapa de la clásica; sin embargo las marcas en sus brazos producto de la fuerte caída sentenciaron para los presentes la tenacidad con la que se compite en el ciclismo de carreta, y el decoroso cuarto lugar se dejó ver en el ambiente pueblerino.

Foto / Pablo Bohórquez

Muñoz es nacida en Andes, Antioquia, aunque hace tiempo dejó de promulgar sus raíces, no por la falta de simpatía hacia su tierra natal; sino porque el departamento que está en sus 50 años, le ha ofrecido lo mejor de su vida. La familia y el amor por el ciclismo.

La Clásica se sirvió como el escenario ideal para el retorno después de dar a luz al pequeño Jerónimo, el mismo que estuvo en su vientre  mientras Natalia recibía la medalla de oro en los XX Juegos Nacionales 2015 (Tolima-Chocó). En aquella ocasión tal decisión fue impacto en los medios deportivos, pues la competidora solo dijo que estaba embarazada cuando culminó la prueba, lo que le significó un aplauso doble por parte de los amantes del vehículo de las dos ruedas.

En la VIII Clásica Rubén Darío Gómez, no fue diferente

Muñoz contó con importante figuración, terminado en la cuarta posición en la categoría damas, un logro importante si se tiene en cuenta que no competía de manera intensa durante varios meses, por diferentes complicaciones como lesiones y paras obligadas.

Foto/Nicolás Arbeláez

Durante la competencia

En la crono-escalada del viernes, entre La Marina y Santuario, con un ascenso de 7.4 kilómetros, alcanzó el quinto lugar con un rendimiento bastante positivo; luego en la segunda etapa, en un recorrido de circuito de 5.6 kilómetros, se acomodó en lote y llegó en la novena posición.

En la última etapa y la más importante para los ciclistas de amplio recorrido, logró ubicarse en la tercera posición en gran parte del recorrido desde La Virginia hasta Pueblo Rico, trazo que tenía una distancia de 97.8 kilómetros; sin embargo la lluvia y una decisión a la ligera, le jugaron en contra cuando apenas faltaban unos metros para llegar a la meta. “Iba por el tercer lugar, pero tuve un percance en la curva, en un bache me deslicé, se me cayó la cadena y tuve inconvenientes para subirme rápido a la bicicleta, perdí unos segundos y entré cuarta en la etapa y en la general”, explicó la atleta.

Foto / Jhon Hadison Aguirre E.

Luego de haber vivido una carrera más dentro de las muchas en las que ha competido, Muñoz se muestra bastante a gusto con lo reflejado tanto en lo anímico como en lo deportivo. “Eso me deja un balance súper positivo porque si teníamos pensado quedar entre los 10 primeros puestos”.

Natalia apunta a “teníamos”, porque su familia integrada por su hija Valentina, el recién llegado Jerónimo, y su incondicional esposo, siempre están presentes en su camino, hacen parte de esa personalidad alegre que irradia antes los medios . También es consciente que debe entrenar más fuerte para lograr una posición de privilegio en cualquier competencia. “La experiencia, los kilómetros se ven reflejados en la memoria muscular, la preparación que he venido realizando no es la adecuada para pensar en un podio. Después del bebé tuve una tendinitis que me impidió entrenar bien”, dijo.

Foto/Nicolás Arbeláez

Natalia ha participado en importantes eventos a nivel local, nacional e internacional. Entre decenas de participaciones se encuentran: Nacional de pista en Pereira (2007), Juegos Suramericanos Medellín (2010),  Copa Medellín (2014) y el más importante, el Giro Rosa Femenino (2015), en éste último tuvo la oportunidad de hacer parte del equipo europeo, Tree-Colli Forno.

Finalmente Natalia le comentó a Semilleros Deportivos, que se viene preparando para participar en la Vuelta Antioquia, que tendrá lugar en ese departamento del 30 de junio, al 2 de julio.

El gran objetivo después de estas presencias en campeonatos regionales, es la Vuelta a Colombia.

Compártelo para hacer grande nuestro deporte

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.